EQUO Verdes pide un plan de choque para el pequeño comercio de Jaén

“Sin una actuación decidida y urgente, el futuro del pequeño comercio tiene muy malas perspectivas”

Apelamos a un modelo de ciudad que refuerce el comercio de barrio y cercanía.

Jaén, 10 de Agosto de 2020. Desde EQUO Verdes Jaén pedimos a las instituciones, y especialmente al Ayuntamiento de la capital, un plan de choque urgente y ambicioso de apoyo al pequeño comercio de la capital, un sector que viene padeciendo una grave situación, que se ha visto complicada aún más con el prolongado cierre por la emergencia sanitaria del COVID19.

Se trata de hacer un cambio de modelo que ponga como prioridad en el comercio a nuestros establecimientos de barrio y cercanía y que haga de nuestras calles un lugar amable y acogedor que invite a pasear y acerque así a los posibles compradores a los comercios

Desde EQUO queremos señalar que ese plan debería incluir desde arbolado, bancos y fuentes en las calles hasta la potenciación del transporte público para descongestionar las calles y mejorar la calidad del aire. En ese sentido creemos que la puesta en marcha del tranvía y el uso de los aparcamientos disuasorios serían medidas a poner en marcha con carácter urgente.

Sabemos que Agosto es un mes de bajas ventas y este año los resultados se han visto agravados con el cierre por la pandemia pero ésta es una situación que se viene arrastrando y empeorando desde hace tiempo y contra la que nadie parece querer hacer nada, aunque no faltan los periódicos mensajes de apoyo que al final no se traducen en nada o se quedan en medidas meramente simbólicas

Entre otras medidas señalamos la necesaria apuesta de las administraciones por el comercio de barrio, lejos del apoyo que dan a las grandes superficies, la adecuación funcional de calles y barrios, con mobiliario urbano adecuado y pensado para la ciudadanía y la climatología de Jaén, penalización de los locales comerciales vacíos y beneficios fiscales para aquellos comercios que mantengan el empleo, calles más cómodas y seguras para los peatones y los transportes menos contaminantes como bicis y patinetes así como para el transporte público, con la calidad y la frecuencia que la ciudadanía demanda, etc.

El comercio de barrio aporta mucho más que una opción de compra puesto que da valor a nuestros barrios y hace más seguras las calles, además de contribuir decisivamente a la riqueza y el desarrollo de la ciudad ya que suele provocar que se reinvierta el beneficio conseguido en un círculo de cercanía, por no decir además que el empleo en el pequeño comercio es un empleo de mayor calidad y estabilidad que el de las grandes superficies

Por otro lado en EQUO queremos hacer ver que la decisión diaria de dónde compramos es un acto que puede provocar muchas consecuencias en la ciudad, por lo que hacemos también un llamamiento a la ciudadanía a comprar y utilizar los servicios de los pequeños comercios y los establecimientos de cercanía, que aportan un plus de seguridad y confianza y dan vida a nuestros barrios.

Comentarios cerrados.