“CADA VEZ MÁS”

Cada vez más son las ocasiones en las que siento náuseas al encender el televisor. Y más que por la vomitiva parrilla de programas basura que han colonizado nuestras pantallas, porque las compañías y multinacionales que pagan nuestra telebazofia, con el beneplácito de medios y poderes públicos, cada vez son más descaradas a la hora de conseguir su objetivo final, enajenar y estupidizar a la población. Y lo cierto es que a tenor de la sorprendente calma chicha que se vive en la sociedad española, parece que lo están consiguiendo, que las 4 horas de media que vemos los españoles y españolas de televisión cada día hacen su trabajo de aletargacerebros y engañabobos.

 Un buen ejemplo que demuestra que hace tiempo que desapareció la decencia y la coherencia en los mensajes publicitarios, mientras que la capacidad digestiva de los ciudadanos, si existe, es prácticamente infinita, lo constituye la última campaña de una archiconocida marca de refrescos que a través de su filial ibérica nos quiere vender la moto de que uno de sus objetivos prioritarios es ¡cambiar las estadísticas de sedentarismo y obesidad en nuestro país!. “Manda huevos” que diría el señor Trillo, que sea una compañía de refrescos y además y precisamente una de las mayores representantes del lobby de la globalización alimentaria y de la comida basura, quién nos pretenda dar lecciones de nutrición y dietética y quién pretenda erigirse en adalid de la alimentación sana y de la dieta equilibrada.

 Es indignante que sea la empresa que fabrica una de las sustancias “comestibles” más edulcoradas del mercado, siendo copartícipe de las tasas de obesidad crecientes del mundo occidental, quién enarbole esta bandera. Pero más indignante es la complacencia, cuando no connivencia, de los medios y autoridades que permiten esta campaña. Ahora bien, si tenemos en cuenta que esta compañía consiguió colocarnos hace aproximadamente un año a una de sus ejecutivas como Directora de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria, quizás ahora sí nos quede claro que los que deciden son los mismos que fabrican la porquería, y así amigos… la cosa es mucho más sencilla de entender…

Artículo publicado el pasado 21 de Abril en el dominical del Diario Jaén

José Liétor, biólogo y excoportavoz de EQUO Jaén

José Liétor, biólogo y excoportavoz de EQUO Jaén

4 comentarios

No se admiten más comentarios